Sin plan…. no hay éxito

Seguimos con la misma canción y la gente se va antes de que termine el concierto.

No paro de escuchar que  se abren locales, negocios, Pymes, y que en pocos meses han cerrado. ¿Por qué? Seguramente por muchas razones que residen en la crisis. Pero antes que la crisis tenemos que ir atrás en el tiempo y mirarnos a nosotros mismos. Dejamos atrás un punto muy importante. ¿Cuál es? El plan/ proyecto de negocio o viabilidad.

Plan de negocio para más éxito

Todos sabemos que las casas no se empiezan por el tejado, que queremos seguridad y estabilidad en muchos aspectos de nuestra vida, incluida la laboral.

Somos animales de costumbres, comemos a las mismas horas, dormimos las misas horas, tenemos un horario establecido para trabajar (trabajadores por cuenta ajena), horarios para comer,  practicar deporte, otras tantas a disfrute y ocio. Entonces ¿por qué dejamos en manos del azar algo tan importante como nuestro negocio?

Tener éxito en el mundo empresarial va a estar mucho en manos del azar. Es posible que en tu tienda, en dos jueves distintos, uno no des a vasto y otro no entre nadie. Contra eso no podemos luchar.

Pero sí podemos ser precavidos e intentar no derrumbar nuestro negocio ni nuestra autoestima. ¿Cómo? Siendo previsores.

El proyecto de negocio nos puede ayudar bastante a la hora de prever antes y durante el desarrollo de nuestros objetivos.

Plan de negocio

Básicamente, un plan de negocio incluye:

  1. Resumen ejecutivo
  2. Misión, visión y valores
  3. Análisis de la situación
  4. Objetivos y metas
  5. Análisis de ventajas y debilidades (DAFO)
  6. Estrategia
  7. Plan de acción
  8. Presupuestos
  9. Análisis financiero
  10. Mecanismos de control.

El punto que me gustaría tocar en este post es el número 8.

En él se incluye

  • Plan de inversión: local, equipos, mobiliario, maquinaria, menaje, etc.
  • Plan de financiación: recursos propios, créditos, préstamos, subvenciones, etc.
  • Cuenta de explotación: previsión de gastos (personal, alquiler, amortizaciones…), prevención de ventas (ventas, honorarios).
  • Plan de tesorería

Y de estos cuatro es fundamental la cuenta de explotación.

Está claro que si nos ponemos a hacer números entre gastos y posibles ingresos se puede uno deprimir. Dependiendo del tipo de negocio se puede hacer uno de 1 a 5 años vista. También puedes hacer uno de 6 meses, y si en ese tiempo no has conseguido llegar a donde querías, una retirada a tiempo nunca viene mal.

Pero no es lo mismo con un plan que sin él. El primer año seguro que tendrás más gastos que ingresos, pero no te deprimas. Plantéalo como un objetivo a superar. Un reto. Si tienes ese valor para poner en marcha un negocio, seguro que puedes conseguirlo. Pero el plan de negocio hay que hacerlo. Es andar tu camino con un poco más de seguridad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s